jueves, 16 de julio de 2009

¿Sabes qué pasa si dejas remojando un huevo (sin albur) en vinagre por unas dos semanas?

El carbonato de calcio del cascarón es atacado por el ácido acético del vinagre, generando acetato de calcio (hidratado) y un huevo muy desagradable. La fórmula va a así, y si hay algún purista por ahí: no, la fórmula no está balanceada (y perdón si no se entiende pero el traductor word-blogger es una basura). 

Ca(CO)3 + CH3COOH → Ca(CH3COO)2∙H2O  

El huevo queda todo blandito. Nunca he tocado un implante de chichis (sin estar ya implantado I mean) pero supongo que la consistencia deberá ser parecida. Solo que el huevo es fehacientemente mucho más frágil. Como no quise embarrarme de blanquillo, no lo reventé; pero estoy seguro que para someterse a semejantes apachurrones, los implantes de chichi deben ser mucho, mucho más resistentes. 



4 comentarios:

FITI dijo...

Se nota que andas de ocioso

Luisfer dijo...

jaja eso lo hice hace como un mes porque estaba tratando de hacer gel antibacterial (fracasé, pero qué le hace), le tomé la foto y no había andado -ora sí- de ocioso para subirlo jaja.

mercedes dijo...

Bueno ya nos diste clase de química, pero las bubbies artificiales son de silicón no???? y esas también se pueden reventar!!! si no preguntale a Sabrina!!!

salu2 terribles y perversos...

mercedes

Luisfer dijo...

Las más utilizadas en la actualidad son de dos tipos. El primer tipo es, en efecto, de silicón y el segundo es una bolsa rellena de solución salina.

Yo a lo que me refería era que la consistencia del huevo sin cascarón y la del implante deben ser similares. En cuanto a composición no tienen nada en común.

Y claro que se pueden reventar pero la memebrana del huevo es mucho más débil que la bolsa del implante.

jajaj creo que me extendí en la explicación de nip/tuck pero el punto es que es una sensación chistosa tener un huevo aguadito en la mano. Te reto a que hagas el experimento jeje, y si has tocado un implante de senos, me dirás si se parece o no ¿va?